El Asistente Personal es un profesional cualificado que da soporte y apoyo a la persona con discapacidad para desarrollar su proyecto de vida y que por diferentes motivos no puede realizar por sí mismo.
Se persigue el disfrute de su autonomía, fomentando la recuperación personal y promoviendo la consecución de la integración social. Herramienta humana fundamental para garantizar el derecho y la voluntad de las personas a una vida independiente, según sus intereses y prioridades.

Las tareas de un Asistente Personal son múltiples y vienen definidas por la persona que demanda sus servicios y pactadas por ambas partes. Podemos dividir las tareas en varias áreas:

  • Personales (higiene, alimentación, uso del teléfono, medicación…).
  • Hogar (limpieza y orden, uso electrodomésticos, animales…).
  • Acompañamiento (en casa, realizar gestiones, viajes, ocio…).
  • Tareas de conducción (acompañar o realizar traslados…).
  • Tareas de comunicación (interpretación de lengua de signos, o uso de otros sistemas)
  • Tareas de coordinación (planificación diaria y toma de decisiones).
  • Tareas excepcionales (asistencia ante una crisis).